325 |  Like

Molino Alfonso lanza una edición limitada de su Primer aceite de cosecha

NOTA DE PRENSA

La histórica almazara, ubicada en Belchite, saca, por primera vez, 2000 botellas de este exclusivo aceite en rama sin filtrar

 «Uno de los mayores placeres de la vida». Así define la familia Alfonso el primer aceite de cosecha que se produce en la almazara. «Es un aceite en rama, como no hay otro igual. Tiene un sabor muy especial. En nuestra familia, dedicada al mundo de la oliva desde hace más de un siglo, el día más importante del año siempre ha sido el primero de campaña en el que nos reuníamos, y nos seguimos reuniendo, todos juntos para hacernos unos huevos fritos y unas tostadas con este jugo tan sensacional», ha destacado el gerente de Molino Alfonso, Antonio Alfonso.

Aceite Primer día de cosecha Molino Alfonso

Aceite Primer día de cosecha Molino Alfonso

Ahora, tras cerca de 120 años cumpliendo con ese ritual, la familia Alfonso ha lanzado una edición limitada de su Primer aceite de cosecha.  La idea comenzó a gestarse, de manera experimental, hace varios años. La temporada pasada, varios clientes de Alemania y Rumanía les pidieron que les embotellaran este primer aceite «tan natural y sin filtrar». Esta campaña, han cumplido el sueño de poder comercializarlo, en distintos puntos de venta, y que muchas más personas puedan disfrutarlo, como han hecho ellos desde hace más de cien años.

La histórica almazara, ubicada en Belchite, saca, por primera vez, 2000 botellas de este exclusivo aceite de oliva virgen extra que se presenta sin filtrar, lo que potencia el aroma y el sabor de la oliva -variedad arbequina- recién recolectada. Tiene un aroma intenso y afrutado, con notas de tomate, hortalizas y hierba recién cortada. Su sabor es ligeramente amargo y un poco picante perfectamente equilibrado, con notas de plátano.

Cata para profesionales y medios de comunicación - Gabi Orte

Cata para profesionales y medios de comunicación – Gabi Orte

La presentación de este nuevo producto de Molino Alfonso ha tenido lugar este lunes en el nuevo espacio Mercado y vermú, ubicado en la calle Zurita de Zaragoza, donde se comercializan todos los productos de la familia Alfonso. Hasta él se han acercado medios de comunicación y personalidades del mundo de la gastronomía aragonesa, para saborear, de primera mano, este aceite único.

De las 2000 unidades que se ponen a la venta, 500 van destinadas directamente al mercado alemán. La almazara Molino Alfonso ha obtenido numerosos premios por la calidad de su aceite. Además, está dentro del proyecto Gastroturismo Campo de Belchite -más conocido como GastroBelchite-, una iniciativa en la que tres empresas de la zona se unen para fomentar y dar a conocer las bondades enoturísticas, oleoturísticas y ecoturísticas que ofrecen las tierras de esta comarca zaragozana.

Campo de Belchite tiene el mayor bosque de olivos de Aragón, con 700 hectáreas de superficie de olivar. En esta comarca se pueden encontrar ejemplares centenarios de grandes dimensiones, la mayoría de variedad empeltre, que nutren a las almazaras de Belchite de la materia prima con la que obtienen un aceite de oliva virgen extra que, año tras año, es reconocido por su calidad.