189 |  Like

Daroca Bodega cumple el sueño de recuperar viñedos antiguos, con su proyecto «Laderas del Jiloca»

NOTA DE PRENSA.- GABINETE DE COMUNICACIÓN MARTA TORNOS 

¡Sueño cumplido! Dicen que el trabajo y la constancia siempre tiene su recompensa, y el equipo de Daroca Bodega, perteneciente a la Indicación Geográfica Protegida Ribera del Jiloca, lo sabe muy bien. En la vendimia de 2020 comenzaron a gestar su proyecto «Laderas del Jiloca», con la selección de cajas de 400 kg y la elaboración diferencial, una iniciativa con la que han querido poner en valor la viña vieja y recuperar los viñedos antiguos de la zona, «auténticas joyas vivas» dispuestas en «impresionantes» laderas de pizarra, de ahí el nombre.

A la presentación, que ha tenido lugar en el espacio de catas de La Alacena de Aragón, tienda zaragozana especializada en alimentos de la tierra, ha asistido el gerente de Daroca Bodega, Ignacio Bosch, y el enólogo de Daroca Bodega, Juan Manuel Gonzalvo, quien ha dirigido una cata con los nuevos vinos durante el acto.

Presentación Laderas del Jiloca en La Alacena de Aragón

Presentación Laderas del Jiloca en La Alacena de Aragón

La nueva gama de vinos «Laderas del Jiloca» están elaborados con uvas de viñas viejas de garnacha y macabeo, situados entre los 700 y los 1.000 metros de altitud. Dentro de «Laderas del Jiloca» hay tres referencias: Garnacha de altura, Macabeo de altura y Garnacha superior de viñas viejas. Precisamente, la Garnacha de altura acaba de obtener una medalla de oro en Garnachas del Mundo. «Estamos muy orgullosos de este nuevo proyecto y de la buena acogida que está teniendo. Tenemos unas viñas antiguas espectaculares y no podíamos dejarlas abandonadas. Nuestra mayor ilusión siempre ha sido recuperarlas y poder elaborar con sus frutos unos vinos con identidad y con la expresión de un terroir que solo tenemos nosotros, que es único. Hemos apostado por una nueva gama y una nueva imagen, que no tiene nada que ver con el resto de referencias que elaboramos en bodega. Estamos muy ilusionados y seguros de que ahora comienza una nueva etapa para los vinos de Daroca Bodega, y nuestra reciente medalla de oro en Garnachas del Mundo es una buena prueba de ello», ha revelado el gerente de Daroca Bodega, Ignacio Bosch.

Además, esta iniciativa ha comenzado de la mejor manera posible ya que acaban de abrir mercado en Estados Unidos y, como bien ha apunado el gerente, la Garnacha de altura acaba de obtener una medalla de oro en Garnachas del Mundo.

El creador de estos nuevos vinos es el enólogo de Daroca Bodega, Juan Manuel Gonzalvo. «Daroca Bodega está dentro de la Cooperativa Santo Tomás de Aquino y, actualmente, se trabaja con 150 hectáreas de viñedo viejo de garnacha y macabeo, principalmente en la IGP Ribera del Jiloca y la DOP Calatayud. Anualmente, producimos, estabilizados y embotellamos alrededor de medio millón de kilos de uva. Estamos muy ilusionados con la nueva gama de vinos y aprovechamos al máximo todo lo que esta tierra nos da, que es mucho y de muy buena calidad. Sin duda alguna, los suelos pizarrosos y el clima árido y seco marcan la personalidad de nuestros viñedos. Esta iniciativa comenzó hace dos años. El primer embotellado fue la Garnacha de altura en abril de 2021 y el macabeo en junio de ese mismo año. En marzo de 2022 se completa la gama con la Garnacha viñas viejas», ha asegurado el enólogo de Daroca Bodega, Juan Manuel Gonzalvo.

Este proyecto de vinos se une a la Asociación Paisajes del Jiloca que busca poner en valor el viñedo viejo y la recuperación de viñedos antiguos abandonados por falta de relevo generacional.

Gama Laderas del Jiloca

Gama Laderas del Jiloca

TRES VINOS

La gama «Laderas del Jiloca» está formada por tres vinos:

Macabeo de altura: Con las viejas viñas de macabeo, de bajo rendimiento, se consigue una concentración muy interesante. El trabajo en bodega es fundamental para lograr la cremosidad y la elegancia de un blanco muy gastronómico.

Garnacha de altura: Este vino es el centro del proyecto. Basado en una parcela única de tres hectáreas, está situado a 900 metros de altitud. Su suelo es de pizarra y lo acompañan otras viñas de la comarca con más edad. La frescura y el dulzor de esta garnacha la hacen ideal para tomar por copas, aunque también admite platos ligeros, arroces y carnes blancas.

Garnacha viñas viejas: La selección de los viñedos históricos de la comarca. El proceso es todo manual, artesano y con un buen trabajo en bodega para terminar de redondear la máxima expresión de las garnachas de esta zona. Potencia y equilibrio, profundidad y elegancia.

DAROCA BODEGA

Las primeras viñas de Daroca Bodega se plantaron hace más de un siglo y están situadas entre los 700 y los 1.000 metros de altitud, entre Zaragoza y Teruel, en los municipios de Murero, Val De San Martín, Manchones, Villanueva De Jiloca, San Martín Del Río, Burbáguena, Valdehorna, Báguena, Daroca y Balconchán.

Cuentan con microparcelas de garnacha y macabeo, que conviven con otras variedades como la provechón y la Juan Ibáñez desde hace 100 años. Los suelos son pedregosos, principalmente de pizarra. Daroca Bodega es la única que queda en la Indicación Geográfica Ribera del Jiloca. «Todos los que la formamos, creemos en un proyecto para recuperar el valor de lo autóctono y para seguir manteniendo la ilusión, la sabiduría de las viñas y el sueño de nuestros viticultores, que consiste en seguir transmitiendo a sus sucesores el amor por el campo y por estos viñedos», ha explicado el gerente de Daroca Bodega.

En Zaragoza, los vinos «Laderas del Jiloca» son distribuidos por Goya Vinos.

Fotos: Gabi Orte.