274 |  Like

Bodegas El Grillo y la Luna mejora la eficiencia y sostenibilidad en el riego y la aplicación de fitosanitarios, gracias al proyecto SOMID

NOTA DE PRENSA.- GABINETE DE COMUNICACIÓN MARTA TORNOS

Bodegas El Grillo y la Luna, propiedad de la familia Calvo y perteneciente a la Denominación de Origen Protegida Somontano, siempre ha apostado por la I+D+i y lo aplica en cada nueva iniciativa que desarrolla. En este caso,  apuesta por la mejora de la eficiencia y la sostenibilidad en el riego y en la aplicación de fitosanitarios, gracias al proyecto SOMID.

Se trata de una de las pocas bodegas de la DOP Somontano en participar en esta acción que contribuye a mejorar la competitividad y la viabilidad de las explotaciones y lograr una mayor sostenibilidad económica, social y medioambiental. «Estamos muy orgullosos de poder participar en este proyecto. Para nosotros es muy importante, ya que nos da mucha información para poder trabajar mejor en la viña de una forma más sostenible, porque nos permite usar los fitosanitarios de forma más precisa, así como reducir el consumo de agua, un factor muy importante y que consideramos primordial. Todo esto se refleja también en la calidad, naturalidad y pureza de los vinos», ha revelado el director técnico de Bodegas El Grillo y la Luna, Alberto Santiago.

Trabajos en viñedo de Bodegas El Grillo y la Luna

Trabajos en viñedo de Bodegas El Grillo y la Luna

El Consejo Regulador de la DOP Somontano y la Cooperativa Comarcal del Somontano de Sobrarbe también forman parte del proyecto, cuyo objetivo fundamental es conseguir una agricultura más sostenible gracias a la reducción de la cantidad de fitosanitarios utilizada para el cultivo de la vid, minimizando así la contaminación del suelo, agua y aire, así como la pérdida de biodiversidad y la alteración de los ecosistemas. Al disminuir la cantidad de fitosanitarios, se promueve una producción vitivinícola más sostenible y respetuosa con el medioambiente y se fomenta la obtención de vinos más naturales y puros.

Actuaciones como la propuesta por SOMID resultan fundamentales para crear conciencia entre los viticultores sobre los beneficios de la transformación digital y la importancia de la sostenibilidad ambiental gracias a las oportunidades de formación y capacitación en tecnologías digitales que se plantean para que puedan adquirir las habilidades necesarias, en este caso mediante el uso de:

–          Una red de nodos de control con sensores agroclimáticos y de suelo para la recopilación de datos relevantes.

–          Una aplicación software que integrará la información y facilitará la toma de decisiones para luchar contra el oídio y el mildiu en viñedo.

PROYECTO SOMID

Ya está en marcha el proyecto SOMID que permitirá configurar una solución software inteligente, basada en modelos predictivos específicos para la zona de Somontano, capaz de determinar el riesgo del viñedo de sufrir oídio y mildiu, para la mejora de la sostenibilidad y de la competitividad.

Este proyecto está cofinanciado por el Fondo Europeo Agrario de Desarrollo Rural (FEADER), el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) y el Gobierno de Aragón. Subvención: 118.827,99 €.

BODEGAS EL GRILLO Y LA LUNA

Bodegas El Grillo y la Luna exporta el 55 % de su producción y los principales países son México, Suiza, Taiwán, Canadá, Alemania, Reino Unido, China, Corea, Dinamarca y Luxemburgo.

La bodega aragonesa cuenta con 48 hectáreas repartidas para dos grandes gamas: El Grillo (14 hectáreas) y 12 Lunas (34 hectáreas). La primera está compuesta por cuatro referencias -Canto del Grillo, Hop Hop, Grillo y Grillo SP- y la segunda por cuatro -12 Lunas blanco, 12 Lunas tinto, 12 Lunas rosado y 12 Lunas garnacha-. La producción media es de 236.000 botellas. De este total, 40.000 corresponden a la gama Grillo.

www.elgrilloylaluna.com